martes, 10 de febrero de 2009

Pidiendo presupuesto para la Estrella de la muerte

¿Cuál puede ser el non plus ultra de un friki? ¿Dormir abrazado a su muñeco de la reina Alien, tatuarse en el culo con letra de hobbit todo el Silmarillion, que le entierren con el pijama del Sr. Spock o pasar unas vacaciones a pan y agua en la isla de Perdidos? Todo eso queda en nada ante la proeza de un individuo que ha calculado lo que costaría construir la Estrella de la muerte, ya saben, el gigantesco satélite artificial que el pérfido Imperio construyó en La guerra de las galaxias para calmar las ansías rebeldes a base de láser y tente tieso.

Por lo que cuenta, se hallaba nuestro friki sesteando en su ecosistema natural, tumbado a la bartola en el sofá frente a la tele, revisitando por enésima vez El retorno del Jedi, cuando se le encendió la lucecita de las grandes ideas y se puso a hacer cálculos para saber por cuanto le saldría el antojo. Dice que con quince septillones está hecho. Lástima que cada uno de esos septillones equivalga a un 1 seguido de 24 ceros. Y claro, a nosotros nos parece algo caro, por lo que hemos consultado con unos profesionales en este tipo de obras como Reformas y Albañilería Peláez, años haciendo todo tipo de presupuestos. Afirman de manera tajante que ellos pueden ajustar más el precio sin renunciar por ello a la calidad en los materiales ni al diseño, que no es lo mismo recubrir el exterior de la estrella de la muerte con una aleación de adamantium e iridio que con ladrillo cara vista, o que las claraboyas sean de cuarzo reforzado en vez de plexiglás. Además, pueden desglosar lo que saldría su decoración, que aunque en el Imperio predomine un seudogótico galáctico, pueden añadir cortinas y complementos en charol y cuero que tanto le gustan a Darth Vader. Y con doce septillones tienen de sobra, así que nuestro amigo mejor revisa sus cuentas o no le adjudican la obra.

En fin, que desde aquí retamos a todos los frikis ociosos a que se devanen un poco los sesos y calculen, por ejemplo, lo que gasta en calefacción Supermán en La fortaleza de la soledad, a cuanto le paga la hora Batman a su mayordomo o qué presupuesto tiene Tony Stark en Dom Pérignon. Vayan echando cuentas.

4 comentarios:

Kalifer dijo...

Es baratica la estrella de la muerte, pero luego peta en nada. Yo quiero presupuesto para las bolas donde viajaban los guerreros del espacio en Boku, pero con un poco más de sitio para meter una rubia XD.

chafardero dijo...

Pues casualmente los de Reformas Peláez también son especialistas en todo tipo de bolas, y te apañan una con cama de agua para que tu rubia y tú estéis agustito

Kunin dijo...

Pues a mí tampoco me salen las cuentas, que ahora con la crisis los satélites han bajado de precio un montón. ¿Seguro que el friki ese que hizo el presupuesto no es español? Yo creo que, si no lo es, al menos algún primo español tendrá que le habrá orientado. Porque, ya se sabe, aquí estamos acostumbrados a hacer presupuesto para obras públicas inflando los gastos con las comisiones habituales para los del ayuntamiento. Algo de eso ha tenido que ser, fijo.

chafardero dijo...

Puede que sí, y parte del presupuesto sea para el concejal de obras espaciales