lunes, 22 de enero de 2018

Orgasmo encañonado

orgasmo encañonado
Authority Glenn Fabry

Que un comando del IRA apunte a tu puñetero culo cuando estás en pleno fincamiento es uno de tantos motivos para que un orgasmo acabe en coitus interruptus. Ya se sabe que a los terroristas les gusta dar por culo, pero todo tiene su límite. Según la convención de Ginebra ningún soldado con los pantalones bajados y el arma cargada debería ser molestado, pero como tantas veces a nuestro hombre le salió el tiro por la culata. Con el trabajo que le llevó camelarse a la churri para acabar chamuscado. Solo deseamos que nuestros lectores no se vean en una parecida, que no es plan gastarse en ansiolíticos lo que ahorraron en condones. 

6 comentarios:

U-topia dijo...

No concibo peor interrupción...

Rick dijo...

Esto es lo que pasa por no poner una buena cerradura en la puerta. Señores fabricantes, he aquí un buen argumento para anunciar sus productos.

Doctor Krapp dijo...

Teniendo en cuenta las violaciones que se producen en las guerras sería conveniente apuntar e incluso disparar para liquidar a tanto miserable. El conocimiento de la cantidad de barbaridades que se han producido me impiden ser debidamente gracioso en este tema. Mis disculpas.

chafardero JM dijo...

@ U-Topia:
bueno, puestos a buscar cosas peores, seguro que las encontramos.

chafardero JM dijo...

@ Rick:
desde luego, que te descerrajen un tiro por culpa del cerrajero no es buena publicidad para el gremio.

chafardero JM dijo...

@ Doctor Krapp:
totalmente de acuerdo contigo, pero este no es el caso. Esa pareja se han enrollado los dos libremente, simplemente tienen una visita muy inoportuna. Y la acción transcurre de tal manerta que a la chica no la tocan ni un pelo.