lunes, 13 de octubre de 2014

La plaga

Asistimos atónitos a otro éxito del gobierno Rajoy, un nuevo hito de la gestión del PP. A la interminable lista de logros tales como  paro, desahucios, saqueos, pobreza, tarjetas black, colas en Cáritas, hay que añadir, voilá, un poquito de ébola como guinda del pastel. Otra vez volvemos a ser referencia mundial, otra vez la marca España en lo alto del cartel. 
El que hayamos importado un par de casos de ébola sin estar preparados poco importaba al gobierno, el caso era la campaña propagandística. Si tras un cursillo de media hora alguien acaba contaminado, la culpa es de la pobre víctima y no de la cicatería en recursos del gobierno. 
Y para colmo ponen al frente del desaguisado a la chica Gurtel, Ana Mato, que gasta  en confeti en el cumple del churumbel lo mismo con lo que otros viven un lustro, nefanda ministra que no tiene carisma ni para regentar un puesto de castañas. Su única acción ejecutiva ha sido darle matarile a Escálibur, en la esperanza de que muerto el perro se acabó el ébola. Que no se quejen en la derecha si les llaman mataperros. De sainete fue la trifulca entre los perroflautas defensores del perro y los sicarios mandados por la Mato. 
Gracias a estos acontecimientos ya sabemos cuáles son las bases sobre las que se va a asentar la recuperación. Las raíces vigorosas de las que hablan son las de los cipreses de los cementerios. Si les faltaban razones para huir de este país, ahora tienen una más. Tenemos una plaga, se llama PP.

10 comentarios:

Dr.Krapp dijo...

Ahí, leña al mono que es e goma. En realidad más que la Mato la que se ha encargado del caso ha sido Soraya SS, la supernena:
https://www.youtube.com/watch?v=K3arNat71K4
y la única miembro de este gobierno al que tendría sentido que le cayera un sobresueldo del difunto Bárcenas porque se encarga de todo el trabajo a pesar de su cuerpo pequeño y sagaz.
Salud

Rick dijo...

No hay duda, la hoja de servicios del PP durante esta legislatura es de las de Nobel. Claro que lo mismo podríamos decir de sus antecesores, porque si nos ponemos serios aquí no se salva nadie. Lo triste es que la gente tiene tan mala memoria que igual de aquí a un año consiguen salvar los muebles.

Y estoy de acuerdo con herr doktor: Soraya I La Pequeñita es la única que ofrece un mínimo perfil de eficiencia apagando fuegos en ausencia de su jefe, desaparecido como siempre.

María dijo...

Si no fuera por lo grave y peliagudo del asunto te contaría que el otro día no sé donde leí que somos un país tan de pandereta que aquí los trajes de aislamiento los haríamos de ganchillo ;) .. en fin.. me parece que aquí da igual PePe, que papa, que pupu... en este país los políticos competentes deben estar invernado como los virus latentes.. a ver si asoman antes que ellos y antes de la infección que nos inunda termine con todos .. infección mental.. mucho más letal que el ébola y cincuenta virus más.



Un abrazo muy fuerte y graaciass :))

Rafa Hernández dijo...

Y estos capullos hasta cuando: Menuda epidemia y peste.

Saludos amigo.

chafardero dijo...

@ Dr Krapp:
Pues menos mal que la han apartado, que nada acojona más que ver a la ministra de sanidad diciendo que no hay de qué preocuparse con una jeta de haber visto una apocalipsis zombi.

chafardero dijo...

@ Rick:
Desde luego, si nos hubiera tocado la dicharachera de la Pajín el resultado hubiera sido parecido. La capacidad de gestión es la única variable que no cuenta a la hora de elegir ministros.

chafardero dijo...

@ María:
Sí, disfrutamos de una clase política totalmente inmune. Solo nos queda confiar en la aparición de algún virus nuevo que se los lleve por delante.

chafardero dijo...

@ Rafa:
Como decía mi madre, echarlos a escobazos.

U-topia dijo...

Declararon la guerra a los perroflautas y han acabado de mataperros. Mejor tomarlo con humor porque para todo tenemos con esta clase política.

chafardero dijo...

@ U-Topia:
sí, más vale reír ahora que todavía podemos.