lunes, 27 de diciembre de 2010

Contando batallitas

video

Como nunca se sabe cuándo tendremos que echar mano de una buena excusa si somos pillados in fraganti, aquí les traemos una solución imaginativa. Eso sí, les aconsejamos que intenten ser convincentes, que una cosa es ser cornudo y otra no tener dos dedos de frente. Y aunque tengan imaginación de guionista, igual el armario acaba convertido en su ataúd.

jueves, 23 de diciembre de 2010

Somos así

video
Queremos elevar la moral de esa parte de la humanidad de la que sólo se predica su gran capacidad para trasegar cerveza. Por videos como éste el hombre es considerado el rey de la creación.

lunes, 20 de diciembre de 2010

Amor de madre


No hay nada que una madre no haga por el bien de un hijo, incluso llamar a la policía diciendo que la sangre de su sangre iba a montar una carnicería. Pero así de expeditivas son algunas progenitoras, sobre todo rusas. Y es que una de ellas, ante la perspectiva de que su hija se casara con un moro, no dudó en denunciarla, diciendo que era una terrorista suicida y que iba a volar en pedazos el avión en el que iba rumbo a Marruecos para reunirse con su amorcito.
No vemos razones para semejante conducta, la verdad. Si la hija dejaba las comodidades de la gran madre Rusia por la severidad de los páramos marroquís, quién es su madre para meter baza. Si esa alma de cántaro quiere ser feliz allá donde las mujeres valen un poco más que un camello, a ver quién es la madre para contrariarla. Ya se sabe que el amor es ciego, y con burka aún más.
Por estos lares comprendemos más que de sobra la aprensión de esta madre, que a nadie le hace gracia ver a la niña de sus ojos tapada hasta los ojos. Si a esto le añadimos el terror ancestral que provocan los moros, no será de extrañar que cualquier día nos desayunemos noticias como ésta. Porque por mucho que ZP se empeñe en su alianza de civilizaciones, una cosa es una alianza, y otra muy distinta una boda.

lunes, 13 de diciembre de 2010

Horóscopo 2011, y II

su suerte para 2011


Libra: todos tus avatares del ciberespacio se hallan reunidos para decidir qué hacen contigo. Convendría que pusieras un poco de orden si no quieres que te acaben tomando por el pito del sereno. Mantente alejada de los jóvenes y ricos que sólo buscan satisfacer sus bajos instintos, y busca la compañía de los maduros que aman las conversaciones sobre Diderot en cafetines demodés.
Escorpio: ahora que los agentes sociales están implicados en un proceso de reformulación de las bases sobre las que cimentar nuevas dinámicas de consenso, es hora de que cambies de aftershave. Como de amores mejor no hablar, sí podemos asegurarte que la Champions en per per view te dará mucho juego.
Sagitario: costalero en la cofradía del perpetuo empate a cero empieza a ser cansino, sobre todo cuando no hay posibilidades de prórroga. Deja de hacer trampas al solitario y apuéstalo todo al rojo de los labios de tu vecinita. Harás muchos viajes, astrales la mayoría.
Capricornio: aburrido de las playmates insaciables que te asaltaban en cualquier esquina, iniciarás una fructífera etapa como guionista de Caillou, donde podrás verter toda tu experiencia de playboy internacional. Recuerda que levantarse ante de las once de la mañana es malísimo para tu organismo.
Acuario: esas nubes negras que a veces atenazan tu vida son reminiscencia de una pasada reencarnación donde fuiste jueza búlgara de gimnasia rítmica, y a todo tienes que ponerle decimales. Cuidado con los lechos de rosas, que suelen estar coronados de espinas. Tu futuro está en el tute on line.
Piscis: vives en un continuo garabato que tú mismo te encargas de enredar. Busca en el desván aquel caballito de madera en el que montabas de niño para vivir mil aventuras, y por fin conseguirás enamorar a la dependienta del puesto de golosinas, o que al menos te invite a unos conguitos.

jueves, 9 de diciembre de 2010

Horóscopio 2011

Su futuro en las estrellas
Un año más acudimos puntuales a nuestra cita con el destino escrito en los astros, descifrado por nuestro gabinete de videntes beodos, y puesto negro sobre blanco para su disfrute. Visto que el 2012 está a la vuelta de la esquina, como norma de obligado cumplimiento para todos ordenamos que pisen el acelerador, se pongan el mundo por montera, apuren los cálices hasta el fondo y bailen hasta el amanecer, y luego que les quiten lo bailado, y el que venga detrás que arree. Pero pasemos con los pormenores de sus futuros.
Aries: Si desengañada de los hombres decides dejarlo todo y abrir un centro de interpretación del kalimotxo para anegar tus penas en burbujas de garrafón, será la primera piedra de una franquicia que acabará abriendo locales hasta en Times Square. Entre tanto, cuídate de los tacones de aguja en los empedrados y de los gallos de las veletas.
Tauro: Buscar en tu interior no pasa por hacerte una liposucción cerebral. Pon tu mente al sol, los pies en el agua, y déjate llevar por la corriente. Quizás encuentres a la mujer de tu vida mientras cantas a Perales en el karaoke, pero no te convendría arriesgarte tanto. El próximo año la suerte te será favorable, juega a los chinos.
Géminis: una sidrería en las Bahamas es ideal para hacer patria y caja, además de conseguir que los clientes acaben cantando a cuatro patas Asturias patria querida. Seguro que conoces a una bella aborigen que te desvela al fin los secretos del amor y del granizado de coco. Ten cuidado con los cocoteros, mira como ha acabado Keith Richards.
Cáncer: el estado gaseoso es propio de ciertos tipos de materia que suele aparecer bajo los angelotes que tocan la flauta en los altos barandales del paraíso, y que te recuerdan que cualquier día puedes ir a hacerles los coros, así que espabila y bébete la vida  a tragos, largos y sin hielo. Los días de viento, ponte falda de vuelo, y a triunfar.
Leo: no desesperes si no has conseguido entrar en gran hermano, puedes triunfar haciéndote pasar por el amante secreto de Teresa Rivero e ir a La Noria a contar secretos de alcoba. Hasta entonces, sigue pasando anabolizantes en el gimnasio de la esquina. Y recuerda que los hombres de verdad se depilan en seco con el cuchillo jamonero.
Virgo: una maleta llena de lluvia es tu único equipaje. Salvada de las aguas, te has hundido en los quehaceres cotidianos, nada que no se pueda arreglar en los brazos de un moreno con hambre de ti. Santifica las fiestas, no cojas pesos, no fuerces la máquina los días laborales, tómate religiosamente todos los puentes y alarga la vuelta de las vacaciones.

lunes, 6 de diciembre de 2010

Ataúdes a mano


Buenas noticias para los homo habilis, manitas y demás amigos del hágalo usted mismo (más caro y el doble de feo) Hasta ahora, su creatividad no pasaba  más allá de las clásicas mesas camillas a base de latas de espárragos, chaise-longue de cartón piedra lacada y otros atentados a la paz del hogar. Pero ahora se amplía su radio de acción, alterando también la paz de los cementerios. Una empresa holandesa comercializa ataúdes que puede usted mismo montar en casa. Le mandan las tablas y las instrucciones y se lo va currando en su tiempo libre.
Antes se hacía tiempo esperando a la parca tejiendo con santa resignación el propio sudario. Como esas tradiciones ya están caducas hasta entre las cofradías zamoranas de semana santa, mejor esperar  claveteando su propia caja. Si para Quevedo la última hora era azada que cavaba la tumba fría, ahora es martillo comprado en el Leroy Merlin.
Portavoces de la empresa han dicho, quizás con ironía, que ya hacía dos años que se habían percatado de ese nicho de mercado, por lo que no sabemos si los  ataúdes servirán para panteones y tumbas corrientes. Sí es cierto que pueden customizar el féretro, eligiendo maderas, tiradores y demás, para que no pierda calidad de vida ni confort en su nueva residencia.
A simple vista, parece  un  indudable avance en las costumbres funerarias. Piensen en el pariente recalcitrante que lleva tiempo ya con un pie aquí y otro allá y que no acaba de decidirse a juntar lo dos en el más allá. Seguro que le cambia el gesto si le dice que ya ha encargado su ataúd, y que una vez montado lo puede probar a ver cómo le sienta.